Te traigo el Ojo de Horus, para que tu corazón pueda alegrarse ...

Te traigo el Ojo de Horus, para que tu corazón pueda alegrarse ...

domingo, 12 de diciembre de 2010

ESTA NOCHE ESCRIBIRÉ PORQUE SÍ

Esta noche escribiré porque sí. Porque el no hacer nada me sale por la orejas. Todo el dia enganchada al puto ordenador haciendo de el mi vida. A la 1 de la madrugada me pongo a fregar cacharros un poco por verguenza de mi misma un poco porque ya no me queda ni uno limpio. Tengo hormiguillo en las piernas del poco ejercicio que hago. Cuando no estoy sentada estoy tumbada. Y alimentando continuamente la ansiedad.
Busco entre una lineas algo que me emocione, alguien que me ilumine, la sorpresa, la excitacion, encontrar un tesoro. A veces, cada vez menos veces, muy pocas veces puedo decir que lo he pasado bien, que me he reido o que he conocido a alguien interesante. No quiero decir con esto que no sean interesantes todas las personas con las que me relaciono via internet, no, sino que no son las que necesito en ese momento. No hacen saltar la chispa, ninguna chispa y eso aumenta mi ansiedad, sigo esperando y esperando.
Me entretengo de blog en blog. Los hay preciosos. No sé si en el fondo me gustaría hacer algo diferente de lo que hago, no estoy segura. Si quisiera hacer algo distinto lo haria, me digo a mi misma intentando convencerme. Igual he sido así siempre y ahora tengo la excusa de internet para seguir haciendo nada. Mi mente es una profesional del ocio.
Antes leia libros pero desde que estan digitalizados soy incapaz de meter las narices entre dos paginas.
Pero mañana me tiro de la cama, me ducho, voy a comprar, hago unas llamadas, preparo mi comida con interes. Si enchufo este trasto después de comer estoy perdida. Quiero ir a ver a mi amigo Enrique, solo con mirarme me pone las pilas. Vuelta a casa y conexión.
Vuelvo a recordarme el plan de los 21 días.
Mari.